Un joven superviviente de cáncer hace 230 kilómetros en bicicleta para sensibilizar sobre el cáncer infantil

A Lucas Casas le diagnosticaron un cáncer con solo 8 años de edad. Ahora, Lucas se ha convertido en un joven fuerte, amante del deporte y con un gran espíritu solidario.

Un espíritu que lo llevó a realizar un reto personal para dedicarlo a niños que pasan por el que él pasó.

Así fue como el pasado 18 de junio decidió subir la mítica montaña francesa del Tourmalet para sensibilizar sobre el cáncer infantil y a la vez conseguir recursos para las familias. Lucas salió de Arties con su bicicleta y desde allá recorrió los 230 kilómetros, subió 7 puertos de Primera Categoría y salvó un desnivel de 6.600 metros..

Su esfuerzo consiguió recaudar donaciones de particulares a través de una plataforma de microdonaciones, consiguiendo la cifra de 1.336 euros que destinará integrament al AFANOC Lleida para que la entidad pueda seguir ayudando las familias con hijos e hijas con cáncer.

Gracias y adelante Lucas!